lunes, 11 de mayo de 2009

Contagiado, guardaespaldas que viajó con Obama a México

J. JESúS ESQUIVEL

WASHINGTON, 30 de abril (apro).- Un integrante del equipo de seguridad del secretario de Energía de Estados Unidos, Steven Chu, resultó contagiado del virus AH1N1 de influenza humana durante su reciente estancia en México.

El guardaespaldas, cuyo nombre no fue revelado, arribó al Distrito Federal el pasado 13 de abril como parte del equipo de avanzada que preparó la logística para la seguridad del presidente Barack Obama durante su visita a México.

"El individuo se ha recuperado y se encuentra bien", declaró Robert Gibbs, el portavoz del presidente Obama, y aclaró que el agente del equipo de seguridad del secretario Chu no tuvo contacto directo con el mandatario estadunidense. "Lo más cerca que estuvo del presidente fue a 1.8 metros de distancia", agregó Gibbs.

Por su parte, el Banco Mundial emitió un comunicado para informar que uno de sus funcionarios que estuvo en México del 13 al 18 de abril, "este miércoles 29 de abril fue preliminarmente diagnosticado con el virus AH1N1".

El portavoz de la Casa Blanca indicó tres familiares del agente de seguridad sufren del virus Influenza tipo A, a raíz del contagio que contrajo en México. "Se les están haciendo las pruebas clínicas para determinar si contrajeron la Influenza AH1N1", acotó Gibbs.

La Casa Blanca explicó que la persona contagiada del virus llegó al Distrito Federal con la avanzada de seguridad el pasado 13 de abril.

Gibbs señaló que este individuo comenzó a sentirse mal el día 16 de abril –fecha de la llegada de Obama a México-- y al día siguiente desarrolló fiebre, por lo que regresó a Estados Unidos el 18 de abril, en un vuelo comercial de la aerolínea United.

De acuerdo con el recuento de los hechos, el individuo acudió al médico el 19 de abril, y luego visitó a su hermano, por lo que se cree que él contagió del virus a su sobrino.

"En los siguientes dos días, el 20 y 21 de abril, este individuo fue a trabajar al Departamento de Energía y viajó en auto con un compañero de trabajo, quien comenzó a desarrollar los síntomas de la influenza, sin embargo, las pruebas subsecuentes que se le hicieron dieron un resultado negativo", subrayó Gibbs.

El vocero de Obama agregó que el 20 y 21 de abril, la esposa e hijo del individuo infectado en México, también comenzaron a desarrollar síntomas de gripe, por lo que inmediatamente fueron a un hospital, donde después de hacerles los estudios necesarios fueron dados de alta.

Como residentes del condado de Anne Arundel, en el estado de Maryland –suburbio de la capital estadunidense--, los familiares del individuo tuvieron que regresar al hospital para nuevos análisis, y el pasado 28 de abril, "la esposa, hijo y sobrino dieron como probablemente positivo en la prueba que se les realizó del virus AH1N1", añadió el vocero presidencial.

La Casa Blanca aclaró que para garantizar la seguridad física y de salud de todas las personas que viajaron con Obama a México, se enviaron especimenes al Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) para determinar la naturaleza del problema.

"El secretario Chu no ha experimentado ningún síntoma porque él es asintomático y no se ha sometido a pruebas ni lo hará. Es el mismo caso con el presidente, quien no ha experimentado síntomas y los médicos no ven la necesidad de hacerle pruebas", explicó el portavoz de la Casa Blanca.

El gobierno de Obama insistió en que la presidencia de México ha sido "muy transparente" en términos de proporcionarles la información sobre el problema del virus AH1N1 durante la visita del mandatario estadunidense a Calderon, y pese a este incidente del integrante del equipo de seguridad de Chu, no tienen por qué dudar de lo que les ha informado las autoridades mexicanas.

En cumplimiento con las recomendaciones que hizo esta semana el presidente Obama como medidas preventivas ante la epidemia del virus AH1N1, y ante el creciente número de casos reportados con este enfermedad, que hasta este jueves 30 de abril ya sumaba 109 víctimas en Estados Unidos, varias escuelas públicas ordenaron la cancelación de sus actividades, por lo que 169 mil estudiantes no están asistiendo a clases.
http://www.proceso.com.mx/noticias_articulo.php?articulo=68408

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada